La quimioterapia y la radiación pueden cambiar su piel, hacerla sentirse seca, escamosa, con picazón o irritada. Unos simples cuidados en la mañana y en la noche pueden ayudar a que su piel luzca más saludable.
Durante el tratamiento, cuando corre el riesgo de sangrar y de padecer una infección, su médico le podría sugerir que se afeite con una máquina de afeitar eléctrica, para evitar la posibilidad de que se corte la piel. Caliente la piel primero con agua o con una toalla caliente y enjuáguese después con agua más fría. Evite los productos con alcohol, mentol o fragancias. Si prefiere usar una afeitadora manual (hable primero con su médico) manténgala afilada, siempre enjuáguela después de usarla y sacúdela para quitar el exceso de agua. No use nada para secarla. Ablande los folículos de su barba con algún gel para afeitarse, dejándolo sobre su cara por aproximadamente un minuto antes de hacer la primera pasada con la cuchilla de afeitar.
Donativos : Página Principal : ¿Porque? : La Rutina Diaria : ¿Que es Luzca Bien...Siéntase Mejor? :
Recursos
: Mapa del Sitio : Privacidad : Pregúntenos : English